jueves, 1 de septiembre de 2016

El jilguero de Minerva

Con este post comenzamos de nuevo la publicación de entradas en La Ciencia de la vida, tras la quiescencia veraniega en la que entró durante el mes de julio. ¿Preparados para disfrutar de nuevo de la Biología mezclada con el frikismo, con los superhéroes, con las películas o con los dibujos animados? ¿Listos para conocer a un montón de artistas de todas las disciplinas, escultores, pintores, modistas, joyeros..., que se inspiran en la naturaleza para realizar sus obras de arte? Pues ¡allá vamos!

Y como yo soy de Arahal, y aquí ahora estamos de fiestas, vamos a empezar precisamente con la feria, ¿y qué tiene que ver la feria con la Biología? Pues creo que puedo encontrar un punto de unión interesante, pero para ello tengo que poner un poquito en situación a los que no vivís cerca y no habéis oído la polémica que hubo en torno a estas fiestas este verano. Resumo mucho:





En Arahal, a principios de septiembre, cada año celebramos las Fiestas del Verdeo, que en sus orígenes fue una feria del ganado, y que después pasó a marcar el inicio de la recogida de las aceitunas y a promocionar este producto, del que aún viven muchas familias de Arahal; de hecho la palabra "verdeo" hace referencia al acto de "verdear", que es como le llamamos aquí a coger las aceitunas de los olivos, normalmente de forma manual, porque la mayoría va dedicada al consumo directo, es decir, a ser aceituna de mesa.

Antigua feria del ganado en Arahal, en los años 20. Fuente

Pues a lo que voy, que este año celebramos el 50º aniversario de dichas fiestas y el Ayuntamiento de Arahal ha intentado cuidar al máximo todos los detalles, pero como pasa con estas cosas, cuanto más empeño pones en algo, más se complica. Entre las tradiciones que hay en torno a la Fiesta del Verdeo está la de elegir un cartel anunciador, lo cual se hace desde hace muchos años, y en concreto para éste, se intentó hacer lo mejor posible y se pensó en un jurado profesional, que fueron los encargados de elegir las obras presentadas por algunos artistas locales. Pero este jurado no vio calidad suficiente para representar el cincuentenario de la fiestas en los carteles que se presentaron, y declaró el premio desierto. Debido a ello el Ayuntamiento encargó el cartel a un profesional, Rafael Laureano, un pintor sevillano, que después de investigar un poco sobre nuestras fiestas, presentó un boceto que recibió el visto bueno para ser ejecutado. Y así nació el cartel de la polémica.

El cartel de Rafael Laureano. Fuente

El propio autor, Rafael Laureano, escribió una nota explicando lo que había intentado plasmar en el cartel, que reproducimos aquí literalmente:

"El cartel de las Fiestas del Verdeo de Arahal se encuentra dentro de la tipología de obras que me encuentro realizando actualmente, está centrada en coger elementos clásicos, icónicos, estampas costumbristas, etc. y traducirlos en un lenguaje más contemporáneo en el que la vanguardia y tradición se unan en uno mismo representando así nuestro entorno más inmediato y funcionando a su vez como puente entre las personas más desconectadas con el arte contemporáneo y las más cercanas.
Si contemplamos la obra podemos apreciar que se encuentra dividida en dos partes, la rectangular exterior y la ovalada interior. La zona rectangular está dotada con el color verde del envés de la hoja del olivo, como telón de fondo de las fiestas y la importancia del mismo. Si lo describimos desde la parte superior a la inferior, vemos unas banderillas triangulares como las que se ponían en los primeros años de las Fiestas del Verdeo, las cuales se pueden apreciar en las primeras fotografías. El color de las mismas son rojas, rosas y estampadas, con tonos que se van a repetir en toda la composición. Si bajamos la vista, vemos dos ramas de olivo color rosa, para destacar el papel de la mujer en la recolección. En la parte inferior encontramos la leyenda “50 años de Fiestas del Verdeo, 2016” en un verde grisáceo que nos traslada a la vista de un olivar. Inserto en las letras podemos ver una rama de olivo a modo de grabado, como los sobres que se usaban en las primeras fiestas y lunares que complementan la composición. En la parte central podemos ver un marco ovalado dorado con el rostro de una mujer en blanco y negro que hace referencia al sabor añejo de las fiestas. La fémina central nos muestra a la Minerva Bética, que siempre es representada con un pájaro en la mano y es diosa de la aceituna y el olivo. A su vez quiere hacer connotar a la mujer recolectora y a la Reina de las Fiestas que se coronan cada año. Con el color azul de la blusa y el blanco del fondo quiero recordar los colores de la bandera de Arahal. Los lunares referencian a los trajes de flamenca tan típicos en la feria que crean una estampa jovial, alegre y divertida. En la parte inferior de dicho marco encontramos el Excmo. Ayuntamiento de la localidad y uso el azul para crear el cielo y poner los farolillos que alumbraran a los arahalenses en el próximo mes de Septiembre. Esta zona es rematada con la leyenda “ARAHAL, del 1 al 4 de Septiembre” y el escudo de la ciudad en la parte inferior. 
Con esta obra he querido representar las Fiestas de una forma especial por el cincuenta aniversario y con un toque de contemporaneidad. 
Espero que sea de vuestro agrado. Muchas gracias. 
Rafael Laureano

A pesar de la justificación, a muchos vecinos de Arahal no les gustó mucho (o mejor dicho, nada) la obra, y empezaron a expresarlo en las redes sociales, algunos con mas sentido del humor que otros, e incluso se lanzó una petición en Change.org que alcanzó 887 firmantes, aunque Arahal tiene unos 19600 habitantes aproximadamente. El caso es que las voces disonantes empezaron a clamar en Facebook, Twitter, Instagram, Whatsapp... y la prensa local, como Arahal Información, empezó a hacerse eco de ello. La cosa se complicó cuando salieron en defensa del autor y de su obra personas de fuera de Arahal, usando en algunos casos descalificativos hacia la gente del pueblo, además, algunos periodistas sevillanos no dudaron en tacharnos de catetos a todos los arahalenses. Debido a todo ello, el cruce de insultos más o menos subidos de tono, bromas ingeniosas, memes, editoriales de prensa y opiniones personales fue in crescendo.

Algunos tweets polémicos. Fuente

Algunos memes del cartel. Fuente

Ante esta situación, el Ayuntamiento de Arahal optó por volver a convocar a los participantes en el concurso que anteriormente había quedado desierto y someter sus obras a votación popular. Por supuesto, Rafael Laureano recibió el correspondiente pago por su obra, y de entre los presentados se eligió un nuevo ganador. El cartel más votado fue el de Enriqueta López, una artista local, que pasó sustituir al de la polémica y que podéis ver a continuación.

El cartel ganador. Fuente: AION

¡Ojalá todos los problemas que tuviéramos en el mundo fueran así de sencillos! Cómo dijo alguien durante la polémica: bendito sea el pueblo que discute por un cartel de feria, eso es porque no tiene problemas mayores. Pero lejos de querer avivar polémicas, mi intención con este post es encontrar algún detalle que me de la excusa para hablar de Biología, y en el cartel de Laureano lo podemos encontrar. Fijémonos en el fragmento de la explicación de la imagen central:

"La fémina central nos muestra a la Minerva Bética, que siempre es representada con un pájaro en la mano y es diosa de la aceituna y el olivo."
El pintor sevillano habla de la Minerva Bética. En la mitología romana, Minerva es la diosa de la sabiduría, las artes, las técnicas de la guerra, la protectora de Roma y la patrona de los artesanos, y tiene su correspondencia en la Atenea de la mitología griega. En la Hispania romana se tiene constancia de su culto en los restos de Ilipula Minor (En Los Corrales) y Corduba (Córdoba), aunque son pocos los restos encontrados. Aún así parece que tenía tanta importancia para sus adoradores como la Minerva de Roma. La Triada Capitolina: Júpiter, Juno y Minerva aparece por ejemplo también en Baelo Claudia (Playa de Bolonia, Cádiz).

Esta imagen se usó para el cartel de la Fiesta del Verdeo de 1975,
y probablemente corresponda a la imagen de una Minerva Bética.
Se basa en un grabado de Juan de Mal Lara que data del año 1570. Fuente: Memoria visual de Arahal

La representación de esta Minerva Bética en el cartel de Rafael Laureano viene acompañada por un pequeño pájaro, concretamente un jilguero, Carduelis carduelis. No es extraño ver a esta diosa acompañada de un animal, así por ejemplo es descrito el primer premio del cartel de la Exposición Nacional de 1926, organizada por el Ministerio de Instrucción Pública y Bellas Artes, en el que se representa una "Minerva Bética que en gesto de cariátide mantiene sobre su cabeza la plana canasta llena de lauros verdes. Se decora con un mantón de ejecución preciosa. En su derecha aletea el pájaro azul", según recoge el libro "Arte y cultura en la prensa: la pintura sevillana (1900-1936)", escrito por Inmaculada Concepción Rodríguez Aguilar. La Minerva Gaditana, que aparece en varias monedas, es descrita de la siguiente manera "Está de pie, llevando una lanza, una rama de olivo en la mano, riqueza natural de Hispania, y un conejo a sus pies".

Y aunque el animal variase en su representación hispánica, desde aves a conejos, tanto la Minerva romana como la Atenea griega, solían ser representadas acompañadas de una rapaz nocturna, la llamada Ave o Lechuza de Minerva. Pero curiosamente en la nomenclatura científica de estos animales, el homenaje a la diosa, en su versión griega, ha quedado no en las lechuzas, sino en los mochuelos, otro de los habitantes más conocidos y reconocibles de nuestros campos. El género Athene, reúne ejemplares tan conocidos como el mochuelo común, Athene noctua, el mochuelo de madriguera Athene cunicularia o el mochuelo de Blewitt, Athene blewitti. Erróneamente, muchas veces se ha traducido al acompañante de la diosa como Búho de Minerva, pero esta denominación es ciertamente incorrecta. Podría ser una lechuza, pues todas las representaciones antiguas la muestran con grandes ojos, pero sin los característicos cuernecillos en forma de orejas de los grandes búhos; o podría ser un mochuelo, que lleva su nombre como homenaje, y que habita en los olivares de los que se obtenían las aceitunas con las que se hacía el aceite para las lamparillas que daban luz a Minerva. Mucho más raro es que fuera un búho, que alcanza un tamaño mucho mayor en comparación de los dos anteriores, y cuya descripción poco coincide con la que hacen las antiguas referencias al Ave de Minerva. Yo elijo quedarme con el Mochuelo de Minerva.

El Mochuelo de Minerva. Fuente

La elección del jilguero creo que es muy correcta puesto que representa a un ave muy nuestra, que podemos ver y oír con facilidad en nuestros campos, y a la vez muy llamativa. En el cartel de Laureano vemos además a un pájaro muy bien delineado, detallado y con unos colores muy acertados. Los jilgueros son muy reconocibles por su cabeza tricolor, en blanco y negro y con una máscara facial roja. La descripción más exacta de su plumaje y características podría ser de la siguiente manera: la máscara roja escarlata que ocupa toda la cara desde la frente hasta la parte superior de la garganta recibe también el nombre de careta, gorrete o diadema. Su pico es cónico, alargado y agudo y de color blanquecino con la punta negra. La línea negra de alrededor de los ojos y el pico se extiende también por la cabeza y la nuca y recibe el nombre de lore negro, antifaz, o bridas del jilguero. Sus mejillas tienen plumas blancas o marrón claro y la nuca de color negro se prolonga hasta el cuello, aunque también tiene un collar blanco que separa al plumaje negro del color pardo del resto del cuerpo.

 Detalle del jilguero de Rafael Laureano. Fuente

La espalda, el dorso y los laterales del jilguero son de color castaño o marrón claro, extendiéndose en tonos beig más claros hasta el  centro del pecho y el vientre que son casi completamente blancos. Sus alas de negro azabache tienen una gran proporción de amarillo vivo, y hay en las puntas de las rémiges primarias y secundarias unas pequeñas manchas blancas muy visibles. La cola es también negra, ligeramente ahorquillada o escotada, con puntos blancos en el extremo de las plumas timoneras. Algunos jilgueros tienen las manchas blancas de las rectrices de la cola muy grandes. A estos se les conoce como "jilgueros reales" por muchos criadores de pájaros, que los relacionan con ser mejores en el canto.

Carduelis carduelis. Fuente

Existe dimorfismo sexual en esta especie, que se observa en los individuos adultos, en cuanto a que la máscara del macho es mucho más roja que la de la hembra y sobrepasa normalmente el límite de los ojos, mientras que en la hembra a menudo no llega al borde posterior de estos. También las bridas del macho son de un tono negro azabache, mientras que en la hembra son más claras. En los hombros de los machos adultos también predomina el negro, mientras que los jóvenes y las hembras suelen tenerlos de color más pardo.

Algunas diferencias entre machos y hembras de jilguero. Fuente

Son aves de tamaño pequeño, del orden de los passeriformes y de la familia de los fringílidos, llegando a medir los adultos entre unos 12-14 cm de longitud y hasta 25 de envergadura, y pensando solo entre 15-20 gramos. Existen varias subespecies de jilguero, siendo la nuestra, la que habita en la Península ibérica, el Carduelis carduelis parva,  que se diferencia de los del resto de europa, en que es más pequeño y con coloración más viva, además de tener el pico mas corto y fino. A los jilgueros europeos, Carduelis carduelis carduelis, se les suele llamar "cabezones", cuando pasan por nuestras tierras en su migración, debido a que sus cabezas y picos son más grandes. Parece ser, además, que el jilguero europeo es más agresivo y canta peor que el ibérico.

Carduelis carduelis parva. Fuente

Si nos referimos al nombre de este bello pajarillo, nos encontramos que tanto en su forma vulgar como en el científico, ambos tienen el mismo origen. La denominación jilguero proviene de la palabra latina usada para nombrar a los cardos, un tipo de planta, que es silybum. Cabe mencionar aquí que el nombre científico del cardo mariano es Silybum marianum. Los jilgueros se alimentan de semillas, como las del cardo, por lo que en la antigüedad se les llamó sillibarius (que podríamos traducir por "cardero", que se alimenta de cardos). De ahí con un par de cambios fonéticos, como la b por la g y la s por la j, derivó la palabra jilguero: Silibarius --> silgarius --> silguero --> jilguero. Pero su nombre científico, Carduelis carduelis, proviene de la palabra en latín cardus, usada también para designar a los cardos, de la que deriva también otra denominación para este ave, menos usada, que es cardelina. Como suele ocurrir con muchas aves, dependiendo de la zona geográfica, el jilguero también recibe nombres tan dispares como carderola, cadernera, cagarrinera, colorín, golorito, pájaro pinto, pintacilgo, pintadillo, sietecolores, silguero, sirguero, soldadito y seguramente muchos más.

Cardo mariano, Sibylum marianum. Fuente

Sobre los jilgueros podríamos comentar algunas curiosidades, como que cada pareja pone unos 5 huevos de color azul pálido o azul verdoso, aproximadamente, que eclosionan en unos 12 días. Habitan en los lindes de bosques, sotos, campiñas, zonas agrícolas, parques, jardines, huertos, árboles frutales y, en general cualquier zona herbácea, en especial si existe abundancia de cardos, por la razón que hemos comentado antes, para su alimentación y prefieren anidar en zonas con árboles y arbustos. Desde tiempos antiguos, los jilgueros son criados en cautividad, debido a su alegre canto, que está compuesto por trinos parecidos a los de los canarios. Actualmente, es legal tener jilgueros con autorización y si estos proceden de la cría en cautividad, con su anilla correspondiente. Es ilegal comerciar con jilgueros capturados y las multas pueden llegar hasta los 3000 euros por pájaro.

Jilguero enjaulado. Fuente

Existen más especies de jilgueros, como por ejemplo, los jilgueros americanos, Carduelis tristis, que son ademas reconocidos como aves oficiales de los estados de Nueva Jersey, Illinois y Washington. Es bastante diferente al nuestro, con una marcada coloración amarilla y negra. Por Sudamérica se distribuye otra especie, el Carduelis magellanica, también de coloración parecida al norteamericano. Uno de los jilgueros más primitivos, es el Carduelis lawrencei.

Jilguero americano, Carduelis tristis. Fuente

Pero volvemos ahora a nuestros jilgueros del viejo mundo y veamos como han sido representado en los carteles de la feria de Arahal, y sí, digo bien, LOS carteles, porque resulta que este pajarillo aparece en el comentado cartel de Rafael Laureano, pero también en otro de los que se presentó a concurso, del artista local José Antonio Brenes "el Mota". En este caso el dibujo del jilguero es en blanco y negro, pero con una gran calidad en los detalles, usando diferentes tonos de gris para remarcar el contraste de colores del pájaro.

Detalle del jilguero de José Antonio Brenes. Fuente

Y para terminar tengo que hacer una confesión que ya hice ante mis familiares y mis amigos más cercanos, y es que yo tenía dos carteles favoritos durante la polémica: uno de ellos era el de Rafael Laureano. Sí, reconozco que a pesar de todo, a mí me pareció una buena elección para celebrar el 50º aniversario de nuestra feria; y por otro lado el de José Antonio Brenes, que me parece un cartel precioso, con un estilo también bastante diferente. De hecho, como consumidor de cómics desde hace mucho tiempo, la gitana que ha pintado el Mota me recuerda un montón a las superheroinas que dibuja el artista norteamericano Adam Hughes, evidentemente salvando las diferencias de estilo y temática. En cualquier caso ambas obras eran mis favoritas, y, además de por su gran calidad artística, podréis imaginar que ha primado mucho en mi elección que ambos carteles presenten en un lugar principal a una de nuestras aves emblemáticas, el jilguero. Un jilguero al que ya podemos llamar El jilguero de Minerva.

Cartel de José Antonio Brenes. Fuente

Post dedicado a todos mis paisanos de Arahal y a todas las personas que pasen por nuestro bonito pueblo, a los que les deseo que pasen una buena Fiesta del Verdeo. ¡A disfrutarla!

------------------
Referencias:
http://zoouniverso.blogspot.com.es/2010/12/curiosidades-sobre-los-jilgueros.html
http://biogeocarlos.blogspot.com.es/2013/04/53-aves-americanas.html
http://culturacientifica.com/2014/11/21/nomenclatura-mitologico-biologica/
- https://pajarosdenuestroscampos.wordpress.com/
http://naukas.com/2011/05/20/el-mochuelo-ave-del-ano-2011/
http://www.lechuza.org/zoo/buhono.htm

-----------------
Post dedicado especialmente a una persona que no puede leerlo, que nos dejó un día como hoy, y que, por muchos años que pasen, nunca olvidaré. Lo he terminado hablando de dibujo, pintura y cómics, aficiones que compartíamos. Hoy hace tantos años que nos dejaste, como años te llevaste con nosotros. Va por ti, hermano.



2 comentarios:

Marisa Castiñeira dijo...

Sacas partido biológico a todo, polémica incluida :)
Aprendiendo cómo siempre de tus post, no sabía tanto de los jilgueros, ni porque se llamaban así. Preciosos pájaros! Aquí en Galicia hay, pero supongo que menos que ahí. Aquí los llamamos xílgaro, también: barroso, picacardos, pintasilgo.
Ya sé que no tengo voto :) a mí me encanta el último cartel, el de Antonio Brenes. (Todos están bien)
Y la dedicatoria,.....
Un besazo Carlos!

Ana Mari Lobatp dijo...

Me ha encantado tu articulo...todo tan claro y bien detallado.
Muchas gracias siempre se aprende de tus letras!!
Me voy a tomar la confianza de decirte, que me encantaria que publicaras algun articulo sobre los agapornis...gracias!!

NUBE DE ETIQUETAS

animales (256) blog (72) ciencia (69) anatomía (59) ilustraciones (58) pelicula (58) animación (57) película (56) arte (54) películas (54) biología (53) vídeo (50) blogs (47) evolución (47) estadísticas (45) peliculas (45) ilustración (44) biologia (37) aves (36) comic (36) ilustradores (36) series (35) dibujos (33) insectos (33) fotos (32) blogueando (29) video (28) comics (26) cómics (26) fotografia (26) vocabulario (24) biocabulario (23) dinosaurios (23) dibujo (22) viñetas (20) música (19) ciencias (18) darwin (18) libros (18) maquetas (17) premio (16) Manu (15) geología (12) educación (9) entomología (9) medio ambiente (9) zoologia (8) agua (7) célula (7) imágenes (7) Marta (5) geocabulario (4)